< Inicio del Blog

Shambhala, de PortAventura al Himalaya

En PortAventura World nos espera un mundo lleno de emociones. Es un parque temático con atracciones, hoteles dentro del parque y restaurantes para todos los gustos, desde los que buscan tener un día tranquilo, hasta los que quieren sentir la más pura adrenalina. Estos últimos, los visitantes más aventureros, no pueden perderse una de las atracciones más espectaculares de Port Aventura y de toda Europa: “Shambhala, Expedición al Himalaya”.

 

Si te gusta sentir emociones fuertes, aquí tienes la montaña rusa de acero que fue, durante años, la más alta y rápida de Europa gracias a sus 78 metros y 134 kilómetros por hora. Solo fue superada en 2018 por una atracción en Polonia (Hyperion) y, en altura, por la Red Force del parque de atracciones de Ferrari Land, el parque temático que también está dentro de PortAventura World. Vamos a conocer todos los detalles de la atracción más espectacular de este parque: detalles de su construcción, cómo evitar colas o los requisitos para subir.

 

 

¿Qué es Shambhala?

 

Si hablamos del origen de este término, hace referencia a la tierra inaccesible del Himalaya. Según consta en un pergamino explicativo que está en la entrada de Shambhala, este es el “paraíso perdido” que figura en los antiguos mitos de las montañas más altas del mundo, más allá del Tíbet y entre los valles y picos de Asia Central, en base a las historias de Nikolai Roerich. Se consideraba que este lugar aportaba felicidad y la eterna juventud.

 

No sabemos si la atracción de PortAventura que tiene el nombre de este misterioso lugar te dará felicidad y eterna juventud. Desde luego, sí que te aportará una experiencia para contar y unas sensaciones que difícilmente habrás experimentado anteriormente.

 

Shambhala abrió el 12 de mayo de 2012 y, desde entonces, esta “hypercoaster” es una de las atracciones más populares del parque temático. Se encuentra en el área de China y se inspira en Bhutan, cerca se pueden encontrar diferentes restaurantes temáticos.

 

 

En su construcción participaron expertos de diferentes países (como Alemania, Francia o los Estados Unidos) y se hizo muy popular el día de su apertura en toda Europa, siendo Bollinger and Mabillard sus fabricantes.

 

La atracción cuenta con caídas, giros de espanto, un elemento en forma de “ocho” inclinado, varios camelbacks y hasta splashdown, con chorros de agua que se activan y disparan cuando pasa el tren. Todas estas emociones las experimentarás durante nada menos que tres minutos, que es lo que dura el recorrido de Shambhala.

 

Los raíles de esa montaña rusa son de acero y miden 1.564 metros de longitud, ocupa un área de unos 14.000 metros cuadrados y sube hasta una colina de 76 metros. Shambhala pesa un total de 1.600 toneladas, incluyendo los soportes.

 

Para que te hagas una idea de lo espectacular que fue la construcción de esta atracción, se utilizaron hasta 4.000 metros cúbicos de cemento para hacer sus cimientos, con profundidades que llegan hasta los 18 metros. ¡Casi nada! Costó un total de 25 millones de euros.

 

 

Shambhala, ¿cómo evitar colas?

 

Shambhala es una de las atracciones más populares de PortAventura, junto al emblemático Dragon Khan. Ambas nos dan la bienvenida al parque de atracciones conforme nos acercamos: las divisaremos fácilmente en el horizonte desde los alrededores de Salou, llegando en tren o en coche, desde la autopista.

 

¿Qué capacidad tiene Shambhala? Los trenes son de acero y fibra de vidrio y cada uno tiene 8 vagones con dos filas. En cada una caben dos pasajeros (los asientos tienen arnés de seguridad), por lo que viajan 32 personas por tren. Si sacamos cálculos, la atracción de Shambhala de PortAventura tiene capacidad para 1680 pasajeros por hora.

 

No está nada mal, pero aún así, suele tener largas colas de espera porque a todos nos encanta y, aunque no lo parezca por su intensidad, nos engancha y siempre queremos repetir. Por eso, para subirnos todas las veces que queramos a Shambhala, recomendamos ir los dias de menos afluencia en PortAventura.

 

Es recomendable evitar acudir a PortAventura en festivos y en fechas en las que el parque se masifica especialmente. Hay que consultar los horarios de PortAventura para llegar al parque a primera hora, en cuanto abren el parque (¡una buena manera de despertarse!), o bien a la de comer.

 

Piensa que en 2019 el parque de atracciones de PortAventura recibió su cifra récord de visitantes, un total de 5,2 millones de personas. Así que vale la pena planificar un poco la visita para poder disfrutar de Shambhala y de otras atracciones que también son muy populares. De ello dependerá hacer cola menos de 30 minutos para subir a la montaña rusa, o hasta una hora y media.

 

En todo caso, para las personas a las que no os gusta esperar, debéis saber que PortAventura ofrece un “ticket express” que te da prioridad de paso en determinadas atracciones, como es el caso de Shambhala. En temporada alta, cuesta 35 euros por persona y día y permite un acceso exprés por cada atracción que disponga de esta modalidad (también lo tienen otras famosas como el Dragon Khan, Furius Baco, Stampida, Silver River Flume, Tutuki Splash, Angkor PortAventura, El Diablo y Grand Canyon Rapids).

 

 

Requisitos para entrar en Shambhala

 

Una vez leídas las características de la atracción más espectacular de PortAventura, Shamhala, ¿sigues con ganas y valor de subirte a sus vagones? Debes saber que se necesita una altura mínima para entrar, que es la más exigente del parque: 1,40 metros. No obstante, si se cumple esta condición, los niños y las niñas pueden entrar solos, sin necesidad de ir acompañados por una persona mayor de edad. Por otro lado, dispone de acceso exclusivo para personas con movilidad reducida.

 

Shambhala PortAventura ofrece la posibilidad de llevarnos un recuerdo de esta experiencia inolvidable, porque tiene “photoride” y “videoride”. Así que intenta reprimir tu cara de espanto para salir bien en la foto y en el vídeo… o no, ¡y así reiréis más a posteriori!

 

 

Otras atracciones emocionantes en PortAventura

 

Si te estás planteando reservar tu paquete de hotel con entrada a Port Aventura, te darás cuenta que Shambhala no es la única atracción para vivir emociones intensas en PortAventura, aunque sin duda es de las que más pasiones despierta. Este completo parque temático de Salou nos lanza estas otras propuestas de atracciones para sentir la adrenalina. Si te gusta lo salvaje, no te pierdas ninguna de ellas.

 

  • Dragon Khan. La impresionante montaña rusa que es el símbolo de PortAventura desde que abrió en 1995, sigue teniendo sus fieles seguidores. No es para menos: este dragón tiene impresionantes bajadas y loopings por los que alcanza los 110 kilómetros por hora. Un total de 69 segundos de emoción.

 

  • Furius Baco. Te espera una increíble lanzadera que pasa de 0 a 135 kilómetros por hora en solo tres segundos. Si tienes vértigo, no te la recomendamos. No es una lanzadera al uso: en la subida, atraviesa zanjas, túneles y roza el agua del lago de Mediterrània. Todo a lo largo de 850 metros de recorrido.

 

  • Stampida. La inolvidable montaña rusa de madera de PortAventura recrea la llegada de los colonizadores europeos al nuevo continente americano. Tiene un kilómetro de subidas y bajadas, en las que llega a alcanzar los 70 kilómetros por hora. Es menos exigente que las otras montañas rusas en PortAventura, ya que se puede entrar a partir de una altura de 1,20 metros.

 

  • Hurakan Condor. En el área de México de PortAventura verás rápidamente la silueta inconfundible de esta atracción: una gran torre de más de 100 metros de altura. Aquí el dios Hurakan desata su furia cuando llegas a lo más alto, donde comenzarás a caer sintiendo el vacío. ¡Te quedarás sin habla!

 

Comparte en redes

Publicado por Viajes Estiber

Ofertas de esquí en Andorra, Alpes, Pirineo y Sierra Nevada. Encuentra ofertas de ski hotel más forfait y viajes de esquí al mejor precio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.