< Inicio del Blog

Qué ver y hacer en Sierra Nevada

En Sierra Nevada están las montañas más altas de la Península Ibérica. Corona la sierra el pico Mulhacén, con 3.479 metros de altitud, y el Veleta, con 3.396 metros; es más, tiene hasta 15 cumbres que superan los 3.000 metros de altitud. Es un auténtico paraíso para los que buscan oxigenarse en un entorno natural virgen, con una increíble flora y fauna, y con propuestas para todos los públicos tanto en invierno como en verano.

El Parque Nacional de Sierra Nevada tiene más de 86.000 hectáreas de superficie que se extiende por 15 municipios de la provincia de Almería y por 29 municipios de la provincia de Granada. Un increíble mundo lleno de naturaleza a pocos kilómetros de la ciudad. ¿Qué podemos ver y hacer en Sierra Nevada en verano y en invierno?

Planes en Sierra Nevada en invierno

  • ¡Esquiar! Cómo no, el plan por excelencia en invierno es esquiar en Sierra Nevada y perdernos por su impresionante estación de esquí. Está a 20 kilómetros de Monachil y a 31 kilómetros de Granada. Tiene 133 pistas de todos los niveles: 20 verdes, 48 azules, 51 rojas y 7 negras; la pista más larga es El Águila, con 6,25 kilómetros de longitud. Además, hay siete parques de nieve, entre los que destaca el Superparque Sulayr, una joya para los amantes del freestyle. Asimismo, podéis practicar esquí nocturno en Sierra Nevada en la pista del Río. La estación de esquí de Sierra Nevada tiene el mayor desnivel esquiable de la península: nada menos que 1.200 metros, con cotas que van de los 2.100 a los 3.300 metros (hasta casi la misma cima del Veleta). Esta altitud favorece una buena condición de la nieve durante la temporada de esquí y por su ubicación, en Andalucía, presume de ser la más soleada. No olvides consultar la guia para esquiar en Sierra Nevada para disfrutar al máximo de la estación. Y recuerda, hágas el plan que hágas aprovechate de las ventajas de reservar con antelación tu viaje de esquí a Sierra Nevada para obtener más beneficios.
  • Juegos en Mirlo Blanco. Es un parque de actividades que se encuentra dentro de Pradollano, a pocos metros de la urbanización, y que es ideal para las familias. Está a 2.100 metros de altitud y cuenta con roscos, permite practicar el biciesquí, hay zona infantil, área de tubbing y trineos, y la atracción más popular: el trineo ruso, una moderna montaña rusa con raíles sobre la nieve que se recorren a bordo de un trineo pasando por curvas peraltadas, badenes y rectas. Aquí podéis pasar un divertido día en familia y no os tendréis que preocupar por la comida, ya que el recinto cuenta también con una cabaña-restaurante con una cálida terraza cubierta y aclimatada.

  • Ver el atardecer a bordo de una máquina pisanieves. Una propuesta bonita y romántica para parejas, pero también para familias. Subiréis al pico Veleta, a 3.398 metros de altitud, a ver cómo se oculta el sol por el horizonte blanco invernal subiendo en una Pisten Bully 600, es decir, una máquina pisanieves con cabina para hasta 10 personas. Una bonita experiencia con la que podremos divisar en el paisaje también las primeras luces que se encienden por la noche en la ciudad de Granada. La estación de esquí de Sierra Nevada también ofrece la actividad de conducir una de estas máquinas. 
  • Rutas en trineos tirados por perros. Excursiones que encantarán a los peques, para explorar a fondo Sierra Nevada. Una experiencia única que os pondrá en contacto con un medio de transporte tradicional para desplazarse en las regiones nevadas y os permitirá apreciar la conexión especial que se crea entre los animales y el ser humano.
  • Trineos en Hoya de la Mora. Una zona muy típica en Sierra Nevada para tirarse con trineos en época invernal es Hoya de la Mora. Desde donde dejamos el coche hasta donde podemos tirarnos hay unos 2 kilómetros, es decir, alrededor de 20 minutos caminando. Es una zona de libre acceso y ahí mismo se puede alquilar un trineo si no tenéis y hay puestos para tomar algo.
  • Excursiones con raquetas de nieve. Es una forma diferente de conocer Sierra Nevada, a un paso más lento, y disfrutando de cada pisada. Son rutas guiadas, aptas para todos los públicos a partir de 8 años.
  • Relajarte en un spa. No todo iban a ser actividades para machacar el cuerpo. ¿Qué te parece desconectar y relajarte en un spa en Sierra Nevada? Uno de los más grandes y populares de la zona es el del hotel Meliá Sol y Nieve, llamado Yhi Spa. Tiene saunas, hidromasaje, cascadas, pozo frío, cabinas de tratamientos, flotarium… No hace falta estar alojado para acceder a él. Despues de una dosis de relax, solo quedará descansar de un gran día en uno de los muchos hoteles cercanos a Sierra Nevada.
  • Visitar Granada. Un plan imprescindible en invierno y verano: en Sierra Nevada estaremos a muy pocos kilómetros de esta ciudad andaluza que tiene mucha vida, un casco antiguo de lo más pintoresco y una gran oferta de bares donde tomar las típicas tapas granadinas.

Planes en Sierra Nevada en verano

  • Conocer los pueblos de las Alpujarras. Realmente esto lo podemos hacer tanto en invierno como en verano, adaptando la vestimenta a cada época del año. Todos tienen un encanto especial. Apunta algunos como Pampaneira, Bubión, Lanjarón (donde está el popular pueblo balneario) o Capileira, en la zona oeste, o Bérchules, Busquístar, Juviles, Válor o Laroles en la zona más oriental.
  • La ruta de la Vereda de la Estrella. Una ruta muy bonita, con vistas a la cara norte de los picos más emblemáticos de la sierra: Mulhacén, Veleta y Alcazaba, pasando por un camino con mucha vegetación y agua. Sale de Güéjar Sierra y son 22 kilómetros en total (ida y vuelta), unas seis horas de recorrido. No es demasiado exigente, pero sí son unas cuantas horas, por lo que se requiere un mínimo de forma física. Tiene 600 metros de desnivel. En invierno también se puede hacer esta ruta, aunque muy probablemente haya zonas con hielo y/o nieve que hay que tener en cuenta por si hiciera falta llevar algún material especial. Sin duda, la consideraríamos una de las mejores rutas de senderismo en Sierra Nevada.
  • Mirlo Blanco en verano. La zona de Pradollano para el público infantil no cierra en verano, aunque sí cambia sus actividades. En los meses estivales el recinto propone otros planes diferentes y divertidos como unas miniolimpiadas, una visita al centro de interpretación del Dornajo o ver el amanecer y el atardecer desde el pico Veleta. Por supuesto, para sofocar los calores intensos del verano, no falta una piscina climatizada en Pradollano a 2.200 metros de altitud.

  • Rutas en bici. ¿Qué os parece dar un paseo en bici por Sierra Nevada, o hacer una ascensión a alguno de sus picos emblemáticos? Podremos alquilar bicicletas de montaña o bicicletas eléctricas, así como el equipo de protección que necesitemos, y hacer rutas como la subida al Veleta, la bajada al Maitena o la visita a Diéchar, que acaba en Monachil. Duran entre una y cuatro horas.
  • Astroturismo. ¿Te gusta la astronomía? La contemplación de estrellas es uno de los puntos fuertes de Sierra Nevada en verano. Desde su observatorio astronómico, en un emplazamiento privilegiado, podremos participar en talleres de observación, ver la famosa lluvia de Perseidas de agosto o contemplar amaneceres y atardeceres desde el Veleta. Un plan mágico para el verano bajo un cielo que suele estar muy despejado.
  • Campamentos de verano. Los más jóvenes de la casa pueden participar en campamentos de ocio y deportivos que se ofrecen en Sierra Nevada durante una o dos semanas en verano. En ellos aprenderán inglés o se concienciarán de la importancia de cuidar y respetar la naturaleza mientras practican atletismo o triatlón.

Comparte en redes

Publicado por Viajes Estiber

Ofertas de esquí en Andorra, Alpes, Pirineo y Sierra Nevada. Encuentra ofertas de ski hotel más forfait y viajes de esquí al mejor precio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.